Residencia de mayores Cruz Roja de San Fernando 956 88 57 49 / 956 88 57 48
rm.sanfernando@rmcruzrojasanfernando.com

Patología lumbar en los mayores

¿Cómo la prevenimos y tratamos en la Residencia?

Servicio de Fisioterapia

La Lumbalgia o dolor lumbar es un problema común en los adultos mayores, pues son más propensos a sufrir dolores relacionados con la degeneración de las articulaciones de la columna vertebral.

Dos de las causas más comunes de lumbalgia en el paciente geriátrico son la artrosis y la estenosis vertebral. La osteoporosis es la causante de que sea más agudo en los ancianos, debido a la fragilidad que han adquirido los huesos. Del mismo modo, la inactividad física, pérdida de masa muscular, una caída, un aplastamiento de una vértebra, puede producir dolor lumbar.

El dolor (más pronunciado a primera hora de la mañana y al final del día), la rigidez y la contractura en la zona lumbar son los síntomas más representativos.

Es muy importante tener en cuenta que el paciente geriátrico experimenta un deterioro lento y progresivo osteomuscular y la inactividad así como la postura que adoptan durante periodos prolongados de tiempo en el día, favorecen la aparición del dolor lumbar.

Desde el Servicio de fisioterapia de nuestra residencia, llevamos a cabo medidas para evitar la aparición de esta afección:

  • Higiene postural y ergonomía: sentarse derecho apoyando la espalda recta o colocar una almohada o cojín detrás de la parte baja de la espalda; colocar los pies apoyados de manera que las rodillas estén flexionadas 90º grados, en sedestación; ligera flexión de rodillas, cuando el residente se encuentre tumbado.
  • Actividad física: la inactividad resulta perjudicial, es por ello que llevamos a cabo sesiones de ejercicios destinados al fortalecimiento de la musculatura de la espalda y abdominal.

IMG_2139bigAdemás de estas medidas preventivas, llevamos a cabo un tratamiento individualizado a aquellos residentes que tienen instaurada esta patología, como:

  • La aplicación de termoterapia o electroterapia de alta frecuencia: es una de las medidas que ayuda a calmar el dolor, ya que relaja los músculos, alivia la tensión y activa el flujo sanguíneo.
  • Estiramientos destinados a relajar la musculatura lumbar y disminuir la contractura.
  • Masoterapia descontracturante en la zona dolorosa.

Por otro lado, nuestra residencia cuenta con servicio de hidroterapia una forma terapéutica recomendable para reducir significativamente el dolor lumbar por el efecto antigravitatorio del agua.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *